Tuesday, April 08, 2008

MAS SOBRE LA MUERTE DEL WINDOWS XP

Mientras se acerca la fecha en que Windows XP dejará de ser vendido y de poseer soporte técnico, a la vez la adopción del nuevo sistema Vista es un fracaso y los analistas se preguntan cómo puede Microsoft salvarse de un futuro poco alentador.

Dicen que matar a XP es el error fatal de Microsoft. De todos modos, acabamos de ver en un artículo que tal sistema operativo seguirá comercializándose sólo para ultraportátiles hasta el 2010, lo cual hace pensar que quizá MS tome la misma resolución con el resto de las PCs: de escritorio y notebooks convencionales.

Un analista llamado Mike Elgan piensa que es un error mortal dejar de vender XP el 30 de Junio próximo, dado que su base de usuarios es aún demasiado importante como para obligarlos a migrar o dejarlos sin soporte técnico. Si bien esto puede ser muy cierto ¿qué usuario de Windows en su casa ha recibido soporte técnico alguna vez? El que lo ha comprado legalmente ¿y quién lo ha comprado legalmente, hay algún lector de MasterMagazine que pueda dejar un comentario aquí abajo con su nombre y apellido y demostrar que lo ha comprado?

Si bien esto es cierto para la mayoría de los usuarios hogareños, no lo es tanto para las empresas y organismos estatales, quienes pagan millones de dólares en licencias al gigante de Redmond pro su software privativo. Ahí es donde estaría el problema. Pero aún esto es discutible, ¿por qué? porque quizá Microsoft se dio cuenta que el negocio ya no está en vender sistemas operativos o software en general, sino servicios, tal como lo hacen otras empresas... podemos citar a Google, que vive de la publicidad.

Por lo demás, el futuro XP será un muerto de los más vivos que hayamos visto, y por varios años... en su lugar, las PCs que hoy corren XP podría correr GNU/Linux dado que este sistema ha avanzado lo suficiente como para reemplazarlo, y es más liviano.

1 comment:

Julio Cesar said...

Y que pasara con las Pc's, Pentium II, III, Vista pide mucho recurso, ojala Linux aun viva y no nos abandone.

saludos